Reclamación por Accidente Acabada En Tablas

No siempre está claro a quién corresponde la responsabilidad en un accidente de tráfico. Mucho más difícil resulta cuando no hay testigos del mismo. En ese caso, la reclamación por accidente pasará a resolverse por vía judicial, pues cuando es la palabra de la víctima contra la del responsable, solo un juez puede mediar, de forma objetiva.
No obstante, que las cosas estén así no es razón para dejar de ir a juicio. Igualmente, podría darse el caso de que seamos víctimas del accidente y nos quieran culpar del mismo, exigiendo a nuestra aseguradora una indemnización, con la subida del precio de la póliza que ello conlleva. Sea como fuere, lo cierto es que a veces, tras pasar por los juzgados, puede ocurrir que la partida quede en tablas. Eso es lo que ha ocurrido recientemente en Murcia, más concretamente en Cieza.
El protagonista de la historia que narraremos a continuación es el ayuntamiento de Cieza. El 24 de noviembre del año 2007, en la carretera de La Serrana, según ha señalado la Audiencia Provincial de Murcia, un coche del ayuntamiento de Murcia protagonizó una colisión de otro coche. El ayuntamiento cursó una reclamación por accidente, pues entendía que la responsabilidad del siniestro recaía sobre el otro vehículo.
El ayuntamiento reclamaba una indemnización de 1.400 €, por daños al  vehículo, aduciendo que el otro vehículo había invadido el carril contrario, causando la colisión con el vehículo del ayuntamiento. El juzgado de Cieza, al no haber pruebas que inculparan a ninguno de los dos vehículos implicados, no tuvo más remedio que inculpar al turismo denunciado, así como a la aseguradora de este. De modo que el tribunal del juzgado de la localidad absolvió tanto al conductor del vehículo denunciado, como a la compañía aseguradora. Tal y como señala la sentencia de la Audiencia Provincial de Murcia, los testimonios contradictorios de los implicados, así como la localización de los daños sufridos en el siniestro, no son suficientes para dictar una sentencia condenatoria. Reclamación por accidente.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *